Rampas y Zarka

rampas en educación física

El artista francés Raphaël Zarka realizó la exposición “Espacio pavimentado” en el el Espai d’Art Contemporani de Castelló (EACC). Su obra nos da para debatir sobre los espacios y su utilidad. A partir de los objetos científicos creados por el matemático y Arthur Schönflies el artista decide crear las esculturas (a gran escala) y las sitúa en el museo para que éstas sean patinables. (+ info aquí ). Me fascinó mucho esta idea de llevar a gran escala una figura geométrica de otra disciplina, como es la matemática, a otra como es el deporte. Es una idea que me guardo para futuras actividades y que os invito a explorar con vuestr@s alumn@s.

En este caso, quiero enseñaros una actividad que hemos planteado a partir de la obra de este artista. En este caso, nuestro estudiante del máster Adrian Gonzalez, decidió llevar a la práctica una unidad didáctica con alumnos de secundaria a partir de la obra de Zarka. Para hacerla realizó unas rampas muy molonas con cartones que situados en el espacio darían lugar a nuevas posibilidades de juego. En este caso, utilizamos la obra del artista focalizándonos en el tipo de material que utiliza. No obstante, esta no es la única opción. El arte nos enseña de materiales, pero principalmente nos ayuda a reflexionar, a ser críticos con aquello que nos rodea. Esta segunda parte la vamos a ver en la unidad de Adrian. Los resultados de su unidad os los enseñaré más adelante… ¡la espera valdrá la pena!

Aprovechando su material didáctico, decidí utilizarlo en clase y proponer a los alumnos que propusieran una actividad a partir de las 4 rampas. En este caso realizaron una adaptación del juego del “Raspall”. El Raspall es una modalidad de pelota valenciana de estilo directo que se caracteriza sobre todo por el hecho de que no se juega al alto, es decir, no importa el número de botes que efectúe la pelota. Recibe este nombre, además del de raspot o raspallot por el hecho que los jugadores han de raspar el suelo con los dedos para devolver la pelota ya que es bastante común que esta vaya rodando por el suelo.

Utilizar las rampas en este contexto nos abre nuevas posibilidades de juego, ya que las rampas hacen que las pelotas cambien sus trayectorias (en el vídeo podéis ver un ejemplo). Este cambio de trayectoria nos permite jugar también con nuestra capacidad de reacción, nuestra coordinación y adaptabilidad, conceptos muy interesantes para complementar el juego del raspall. 

Las rampas son objetos muy sencillos de hacer con cartón y que incorporarlas en nuestras aulas pueden dar lugar a muchas variaciones que pueden ser inventadas por nuestro propio alumnado. ¡Os animo a probarlas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Traducir la web »